INFARMA 2019

"La innovación será la capacidad que tengamos de dar respuesta a los nuevos retos"

Jordi de Dalmases, presidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Barcelona

¿Cuáles son las previsiones para Infarma Barcelona 2019?

Como en anteriores ediciones, las previsiones son de crecimiento continuado. Esperamos 30.000 visitantes y entre 2.500 y 3.000 congresistas. Contamos con la participación de más de 240 expositores y 400 empresas y laboratorios que estarán presentes en un espacio de exposición de más de 35.000 metros cuadrados. Respecto a otras ediciones, destacar la continuidad en el crecimiento y, por tanto, muy buenas noticias.

La conferencia inaugural tratará de innovación en salud, ¿por qué han decido abordar este tema?

La realidad sociosanitaria cambia a una velocidad vertiginosa y lo seguirá haciendo en los próximos años. La innovación será la capacidad que tengamos de dar respuesta a los nuevos retos que se nos plantean. Por este motivo creímos que era muy importante dedicar la conferencia inaugural a la innovación y cómo se aplica la innovación en salud.

¿Qué retos tenemos encima de la mesa?

Tenemos muchos. Uno de ellos es el envejecimiento de la población y el aumento de los pacientes crónicos dependientes. El farmacéutico deberá dar respuesta a esta situación si quiere seguir siendo un profesional activo en la prestación farmacéutica. Hablamos tanto de pacientes que viven en residencias como de pacientes que viven en sus domicilios y son dependientes. Pero tenemos muchos más retos, como la respuesta que los farmacéuticos daremos a la digitalización que se está produciendo y que afecta a las situaciones más habituales de nuestro día a día.

El programa incluye temas de actualidad, como la implantación del SEVeM. ¿Qué aporta este sistema y cómo cree que evolucionará en los próximos meses?

Estamos contentos porque hemos arrancado en tiempo y forma, y como sucede con cualquier sistema de telecomunicaciones, con sus pequeños inconvenientes, que se van puliendo. El sistema de verificación de medicamentos surge de la directiva europea para dar mayor seguridad a los usuarios y a los países miembros respecto al origen del medicamento. Respecto al futuro, iremos llegando a una trazabilidad hasta el paciente que nos hará el circuito todavía más seguro. Este es uno de los temas que abordaremos en las mesas de debate en Infarma, el SEVeM después de un mes y medio funcionando.

Los nuevos perfiles de consumidor y sus hábitos en Internet es otro de los temas. Últimamente se ha hablado de plataformas digitales que ofrecen servicios a domicilio de venta de medicamentos. ¿Qué opina?

Estos servicios no son legales. Hay que tener en cuenta que los medicamentos ambulatorios deben ser dispensados en las oficinas de farmacia y por el profesional farmacéutico y que cuando hablamos de venta de medicamentos en páginas web de farmacias nos limitamos a los productos sin receta. Las farmacias online tienen que tener un equivalente detrás, es decir una farmacia física, obligando la normativa a incluir un distintivo en la web y a disponer de un canal para resolver dudas o dar consejo farmacéutico. La Administración permite, por tanto, la introducción de las tecnologías en el modelo actual, pero no permite un cambio del modelo. Es cierto que tenemos las ciudades llenas de personas con bicicletas, motocicletas o a pie llevando productos de un sitio a otro, pero de momento, los medicamentos no son un bien de consumo cualquiera y siguen con la normativa vigente.

Una de las mesas lleva por título “Atención domiciliaria vs servicio a domicilio”. ¿Hacia dónde debe dirigir la farmacia sus actuaciones en casos de personas dependientes o pacientes crónicos?

Tenemos una población que envejecerá, todos seremos enfermos crónicos y, en mayor o menor medida, dependientes. El sistema sanitario, para abordar la atención de los ciudadanos, no puede prescindir de la red de establecimientos de salud más próximos, como son las oficinas de farmacia. Tendremos que definir cuál es nuestro papel como farmacéuticos, y con esto no me refiero a entrar en una guerra interprofesional. Hay que ver de qué manera el farmacéutico puede colaborar en lo que se refiere a adherencia al tratamiento, seguimiento fármacoterapéutico y uso de medicamento, con el resto de profesionales sanitarios, para que el ciudadano dependiente que está en su casa esté lo mejor atendido posible.

¿Cuál debería ser el papel del farmacéutico en el nuevo modelo de atención a residencias que el CatSalut aspira a implantar?

Tenemos que definir el circuito, un depósito de medicamentos en la residencia, unas responsabilidades del farmacéutico en la prestación dentro de la residencia y algo muy importante: ver qué y quién realiza cada función. También ver de qué forma devolvemos la coherencia de las leyes de ordenación farmacéutica que están distribuyendo la farmacia en función de las necesidades del territorio, es decir, de qué manera se trasladan los criterios geográficos en la atención a las residencias. El hecho de no legislar sobre el tema está produciendo que se empiecen a concentrar ciertos servicios de manera totalmente aleatoria.

Se hablará de desabastecimientos. ¿Qué nos cuenta de esta sesión?

Me gustará asistir porque hay muchos factores que influyen en los desabastecimientos. Hace diez o quince años, cuando empezó el problema, hablábamos de las ventas intracomunitarias. Hoy en día yo creo que es un tema multifactorial, y además agravado seguramente por otro asunto que trataremos en Infarma, el Brexit, y cómo este va a influir en el mundo del medicamento y en la disponibilidad de los fármacos para los pacientes. Esta cuestión de candente actualidad, en un momento en el que se decide si el Brexit será duro o blando es, junto a los desabastecimientos, uno de los temas más interesantes que tocaremos en Infarma.

¿Qué actividades formativas encontrará el visitante, más allá del programa científico?

Aparte de lo que son las mesas de actualidad y el congreso científico, en esta edición tendremos un espacio compartido entre Ágora Sanitaria, la plataforma de formación sanitaria virtual; e Infarmainnova, una apuesta que promueve la innovación y busca dar respuesta a retos reales para mejorar el presente y el futuro de la oficina de farmacia. Como novedad, en esta edición de Infarmainnova se organizará una competición de ideas en la que participarán farmacéuticos de los colegios de toda España con la finalidad de identificar los principales retos a los que se enfrenta la farmacia. Tendremos también dos sesiones de talent market, donde renovaremos el mercado laboral actual, por lo tanto, muy dedicadas a estudiantes de grado de Farmacia y también a estudiantes de técnico en Farmacia. Finalmente, Exponews, como escaparate de los productos de aquellas marcas y laboratorios presentes en el Salón que quieren aprovechar la oportunidad para formar a los farmacéuticos en algún tema relacionado con sus productos. Esta zona estará claramente diferenciada.

¿Hacia dónde cree que evoluciona el rol del farmacéutico?

Hay dos ámbitos donde el farmacéutico formará nuevos roles o perfiles de actividad. A nivel general hemos estado muy centrados en las garantías técnicas y abastecimiento de los fármacos y accesibilidad de los mismos. Creo que la profesión en el siglo XXI dará un paso más y se centrará en el efecto que los fármacos tienen en los pacientes. Esto es un cambio importante, donde el farmacéutico toma un rol distinto. Entraremos en términos de adherencia, seguimiento fármacoterapéutico, conciliación en el ámbito profesional sanitario. Y luego, la utilización de la organizadísima red que constituyen las 22.000 farmacias en España será otra fuente de posibilidades y utilización para proyectos de Salud Pública, como el cribado sistemático de la población. Utilizar bien esta red es responsabilidad y obligación de todos.

¿Cómo ve el futuro de la Farmacia?

Daremos respuesta a los nuevos retos del futuro. Tal como estamos establecidos y con la organización que tenemos seguro que sabremos ganárnoslo. Pero nos lo tendremos que ganar porque no lo tenemos todavía.

¿Quiere destacar algo más?

Una nota humana. Desde Barcelona esperamos a todos los farmacéuticos que nos quieran visitar, con la máxima hospitalidad y muy contentos de que año tras año quieran asistir y hacer un poco mayor esta exposición. Esta edición de Infarma es una herramienta para toda la cadena del medicamento, tanto para los fabricantes prestadores de servicios como para los farmacéuticos que los recibimos.

x