Una monografía sobre EPOC ayudará a los farmacéuticos en la atención a estos pacientes

En el marco de los actos conmemorativos del Día Mundial contra el Tabaco (31 de mayo), el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Zaragoza ha presentado la monografía EPOC, dirigida a los profesionales farmacéuticos para reforzar la atención farmacéutica (dispensación, indicación farmacéutica y seguimiento farmacoterapéutico) y mejorar la calidad de vida de los pacientes con esta enfermedad.

La accesibilidad y proximidad a los ciudadanos de los farmacéuticos los convierte en agentes sanitarios fundamentales para conseguir una detección precoz de la enfermedad y para mejorar la atención de estos pacientes crónicos. Para apoyar esta labor, la organización colegial ha publicado esta monografía estructurada en 14 capítulos que estudian las manifestaciones clínicas, diagnóstico, tratamiento y la relación de EPOC y tabaquismo. Elaborada por 10 farmacéuticos y coordinada por la responsable de Atención Farmacéutica del COFZ, Paz Jiménez, la monografía ha sido revisada por el neumólogo del Hospital Clínico de Zaragoza, Joaquín Costán, y editada con la colaboración de laboratorios AstraZeneca.

Cesación tabáquica

La aparición, desarrollo y progresión de la enfermedad se podría evitar en la mayoría de los casos con la supresión de la dependencia tabáquico. Por ello, la monografía hace especial hincapié en la labor del farmacéutico para apoyar a los pacientes en el abandono del hábito tabáquico. El vocal de Atención Farmacéutica de la organización colegial, Luis Hernández Tomás, destaca que dejar de fumar debe ser el primer objetivo del tratamiento en todos los pacientes con EPOC, ya que es la mejor medida para reducir el riesgo de desarrollar EPOC y de frenar su progresión. "Los farmacéuticos son profesionales sanitarios que pueden ayudar a los ciudadanos que así lo deseen a dejar de fumar", destaca Hernández, que también señala que dejar de fumar en cualquier fase de la evolución de la enfermedad aumenta la expectativa y la calidad de vida del paciente, "aunque la mejoría será mayor cuanto más precoz se abandone el tabaco", recuerda.

Dispositivos de inhalación

El manejo de inhaladores es otro aspecto básico de la educación al paciente con EPOC, y se relaciona directamente con el éxito terapéutico. La monografía incluye un extenso capítulo para formar y actualizar a los profesionales sanitarios en los diferentes sistemas para la administración de fármacos inhalados. Una formación que ayudará al farmacéutico en su labor de educar al paciente con EPOC para que use correctamente los inhaladores y prevenir así efectos adversos por un mal uso, o fracasos terapéuticos evitables. En esta tarea, la monografía recomienda a los farmacéuticos utilizar inhaladores con placebo para verificar que el paciente los usa correctamente.

x