Pruebas sanitarias en las farmacias

22 de septiembre de 2022

Beneficios para la salud

Pruebas sanitarias en las farmacias

La Federación Farmacéutica Internacional (FIP) ha reclamado que las farmacias sean un punto de atención asistencial y puedan realizar una amplia gama de pruebas sanitarias, desde la detección de enfermedades como la Covid-19 o el VIH, hasta el control de indicadores de enfermedades crónicas como es el casos de las pruebas de colesterol o medir los niveles de glucosa en sangre.

Beneficios para la salud

En una declaración pública, realizada este miércoles en Sevilla, ha señalado que está medida tendrá beneficios económicos y de salud.

La federación pide que los servicios de pruebas de farmacia se incorporen a la atención médica financiada con fondos públicos y de seguros, y que estén disponibles para su compra por parte de los individuos, y que los farmacéuticos tengan acceso de lectura y escritura al historial electrónico para que los resultados de las pruebas se pueden compartir con todo el equipo de atención médica.

Tal y como ha señalado Sherif Guorgui, copresidente del Comité de Políticas de la FIP sobre Pruebas en el Punto de Atención, “Proporcionar servicios de detección de salud a través de pruebas en el punto de atención ha aumentado en importancia con tecnologías mejoradas, una mayor aceptación y agendas globales actuales, como la Declaración de Astana de la Organización Mundial de la Salud sobre Atención Primaria de Salud, que dirige los cambios en la práctica. Además, ahora tenemos pruebas claras de los beneficios de las pruebas en las farmacias”.

La nueva declaración ‘El papel de los profesionales de farmacia en las pruebas en el punto de atención’ actualiza la posición de la FIP de 2004 sobre este tema. Describe los beneficios de las pruebas en el punto de atención de la farmacia, que incluyen la detección temprana de enfermedades, la reducción de visitas innecesarias a los médicos generales y un uso más responsable de los antibióticos.

“Dados los muchos beneficios potenciales”, la actualización establece recomendaciones específicas para diferentes partes interesadas con el fin de aumentar el acceso a las pruebas a través de las farmacias. Por ejemplo, la declaración dice que los gobiernos deben eliminar las barreras regulatorias para permitir que los profesionales de farmacia desempeñen un papel más importante en las pruebas. Al mismo tiempo, insta a las organizaciones farmacéuticas nacionales a abogar por la necesaria revisión de la legislación. Que los estudiantes de farmacia deben recibir capacitación básica sobre la toma.